A principios del año 2012 surgió la idea de crear un circuito de BMX en el barrio. Varios vecinos de Parque Goya, aficionados a este deporte, acudían de manera habitual al circuito oficial situado en los Pinares de Venecia. Se trata de una instalación que ha sido mejorada con el tiempo y con el esfuerzo de muchos colaboradores que han ido trabajando en ella todos los fines de semana. En Zaragoza no existe ningún otro circuito de estas características y pensaron:  ¿Por qué no crear uno en Parque Goya?. Presentaron la idea a la Asociación de Vecinos Parque Goya y se comenzó a trabajar. El punto de partida era un solar de grandes dimensiones donde poder ubicar la instalación deportiva. Se comenzó la búsqueda y solamente uno en todo el barrio se ajustaba a las necesidades. En la calle El Coloso existe una parcela deportiva cuyos usos hasta la fecha eran un aparcamiento y un potrero solicitado en su día por la asociación. Restaba una parte amplia de dicho solar de uso deportivo sin uso a medio plazo. Se trataba de una parcela rectangular de 2.750 m2 aproximadamente, situada entre el potrero afectado por una dolina, y el espacio donde iba a ir situado el nuevo potrero. Realizamos la tramitación para la petición a precario de dicho solar a Gerencia de Urbanismo y nos fue concedida.

Ya estaba solventado el primer problema. Sin embargo todavía quedaba mucho camino por recorrer. Ahora había que convertir un solar irregular y lleno de escombros de las obras de urbanización del barrio en un circuito con un perfil ondulado apto para el deporte de bicicleta bmx. A lo largo del año se fue preparando el proyecto del circuito, de dimensiones algo inferiores a las del circuito oficial de los Pinares de Venecia, pero muy técnico y de cierto nivel. El nuevo espacio se llamaría Circuito de BMX El Coloso.

En el otoño se organizó la venta de boletos para el sorteo de una bicicleta BMX que donó Alen Bikes. La ganadora fue Andrea Tello y en la tarde del 10 de enero de 2013 recibió su premio, una bicicleta BMX, valorada en más de 300 euros. El resultado fue bueno, pero con la cantidad recaudada no llegaba para ejecutar las obras.

Al final con el apoyo económico de la Asociación de Vecinos Parque Goya se pudieron ejecutar las obras. A principios de marzo del 2013 las máquinas comenzaron a trabajar. En unos días un solar sin uso se había convertido en un circuito para bicicletas ante el asombro de los vecinos del barrio. Con un presupuesto que rondó los 3.000 euros, y gracias al empeño de los vecinos del barrio había surgido una instalación deportiva destinada principalmente al público juvenil. Precisamente este sector de nuestro barrio carece de cualquier tipo de equipamiento para cubrir las necesidades deportivas y de ocio, a excepción de los dos potreros.

De manera paralela se creó el Club BMX Goya por los promotores del proyecto. Este nuevo club de Parque Goya sería el encargado de potenciar el circuito y su uso. Las obras ejecutadas consistían en el perfil del circuito, con cuatro rectas compuestas por saltos de diferentes tipos. Pero estas obras eran básicas, y todavía queda mucho por hacer.

El acceso a la pista es libre y gratuito, y desde el primer día se está informando a los jóvenes que su uso debe ser adecuado, con pantalones largos, protecciones y casco. Y además de explicar que se trata de un proyecto vecinal que ha costado mucho esfuerzo económico, y en la mano de todos usuarios está que se mantenga en buenas condiciones, tanto en los alrededores como en la propia pista. El resultado ha sido magnífico y todos los chavales están reaccionando muy bien con un uso adecuado de las instalaciones. Tanto que se están implicando en el mantenimiento de las mismas y ya se han realizado varias jornadas de trabajo para mantener en la pista dando buenos resultados tanto en la colaboración como en la mejora de su estado del circuito. A todo ello hay que añadir una ocupación constante en tardes y fines de semana, lo que ha sorprendido a todos. No sólo está siendo usado por los jóvenes del barrio, sino que están llegando jóvenes de barrios de Zaragoza como Arrabal, Almozara e incluso Santa Isabel. Sin duda alguna está siendo de gran atractivo, como una opción de deporte y ocio cuya demanda a nivel de ciudad sólo estaba cubierta hasta la fecha con el circuito oficial. Y la valoración de proyecto vecinal está siendo excelente. Queda claro que el diseño ha sido ambicioso y se asemeja mucho al de un circuito homologado para competiciones oficiales. Sin duda alguna todo un éxito que queda de manifiesto por la utilización del mismo. Además está generando un lugar de encuentro para los jóvenes de nuestro barrio, una de las apuestas firmes en los próximos años de la Asociación de Vecinos Parque Goya.